Cuando los infiernos lloran(Escena I)


Aquí os dejo una escena, más bien un monólogo, de una obra que escribí hace tiempo. Espero que la disfrutéis.

(Aparece lucifer montado sobre unos zancos).

LUCIFER. Vaya, ya he perdido la cuenta otra vez… doscientos, trescientos millones de años… que sé yo, desde que el omnipotente y divino hacedor me regaló este reino, que por cierto, vaya estorbo de reino, ¿no? Porque si lo que quería era construír una especie de prisión de alcatraz donde arrojar a toda la escoria humana, a todos los supuestos despojos de la sociedad, hubiera bastado con echar un vistazo a vuestro maravilloso mundo de mortales, ¿no? Con una leve mirada habría sido suficiente y no tendríamos que estar ahora aguantando día y noche esta maldita peste a azufre. ¡Qué calor tan sofocante! (Intenta agacharse para lavarse la cara, pero no puede). Y encima tengo que aguantar estas interminables y kilométricas piernas, detalle que me produce bastante nerviosismo, sí, ¡nerviosismo! También me las puso él. “Lucifer”- dijo- “con estas piernas serás temido y respetado por todos”- y añadió- “anda, pruébalas un rato, sin ningún compromiso”. Sin ningún compromiso… y cuando fui a quitármelas estaban pegadas a la carne, me había convertido en un absurdo animal patilargo y grotesco; sin ningún compromiso, menuda broma, ¿no? Pues dura ya tanto tiempo que casi ni me acuerdo; sólo sé que desde entonces apenas puedo agacharme y tengo que aprovechar los recovecos altos de las rocas para poder sentarme y así descansar un poco. Sí, la altura te da un estatus, una superioridad, ¡pero es que ni siquiera llego a lavarme la cara! Joder, no sabéis lo duro que es esto. ( Se tira al suelo y comienza a lavarse la cara en un hueco abierto en la roca). Si por lo menos tuviera una compañera con la que compartir momentos, instantes que perduraran en el recuerdo, no sé… ¿Qué os creíais? ¿Qué por ser Lucifer tengo derecho a ir de cama en cama? ¿ Qué con sólo chasquear los dedos tengo a ciento veinte concubinas a mis pies? Por dios, ¡pero qué ilusos sois, joder! Eso sólo pasa en el cine, o en el teatro, si es que alguna vez habéis ido al teatro, claro. ( Lucifer vuelve a levantarse). Esto es la cruda realidad y en la cruda realidad yo estoy solo, solo… solo pero con dignidad. Nada de llantos. Nunca. Yo no lloro. ¿No es realmente trágico? ( En la oscuridad suena la risa burlona de dios). ¡Vaya creador!,Me engendraste y rompiste el molde, ¿verdad? Eso es, ignórame, no me importa. Seguiré siendo la mano del verdugo. Para eso estoy aquí, ¿no, señor?

DIOS. Lucifer, Lucifer, nunca aprenderás. ¿No ves que es absurdo que sigas malgastando energía en las mismas aburridas quejas de siempre? Relájate hombre, disfruta de la eternidad.

( Lucifer permanece quieto en su soledad mientras oscurece lentamente).

6 comentarios to “Cuando los infiernos lloran(Escena I)”

  1. kurrosawa Says:

    Je, je, je que bueno!!!

  2. Estimada autora:

    Le escribo en referencia a su entrada del 18 de agosto de 2007, titulada “maravilla de ingeniería japonesa”, ya que no es tal, salvo que los estadounidenses hubieran decidido encargar el viaducto-túnel a una ingeniería japonesa… La imagen corresponde al “Monitor-Merrimac Bridge-Tunnel” y se encuentra en el estado de Virginia, EE.UU.

    Un saludo.

  3. La autora de dicho post es Isabelitadulze. ¿Qué dices al respecto Isbelitadulze?

  4. Estimado Gonzalo:
    Haga usted el favor de poner su comentario donde corresponde, pues esta entrada no tiene nada que ver con maravilla de ingenieria japonesa alguna.

    Gracias de todas formas por su observación y labor de documentación.
    Agradecemos enormemente su aportación.

  5. suanoconnor Says:

    Que caña cabesa!! Sigue, sigue ahí dándole a la pluma!

    Un abrazo

  6. isabelitadulze Says:

    Que maravilla te has marcao rayu! Enhorabuena! Me ha hecho tela d gracia jejeje me encantan las historias d infierno satan y dios! ¿Has leído el paraíso perdido de Milton? Te gustaría. Un beso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: